Cada semana, El Pulpo Paul traerá a ustedes tips o recomendaciones que pueden ayudarles a mejorar su equipo en esta sección titulada “Las Clases del Pulpo”. Si tú, estimado jugador de la fantasía, hiciste un mal draft, estás ejecutando la técnica del streaming o simplemente estás SALADO y necesitas ayuda URGENTE, este artículo es para ti. Alumnos, en esta Semana 1 empezaremos con un tema importantísimo: WAIVERS. Asegúrense de poner mucha atención.

Semana tras semana, lesión tras lesión, surgimiento tras surgimiento, siempre hay jugadores disponibles que cada martes deberías estar solicitando en tus waivers. Los waivers son una parte clave de la fantasía, y es que un waiver efectivo puede significar una adición sustancial a tu equipo que te puede ayudar a ganar tu liga de fantasy. Por dar algunos ejemplos: en el 2014, Odell Beckham Jr; en el 2015 Devonta Freeman; y en el 2016 Jordan Howard. La clave es: ¿cómo hacer waivers efectivamente?

Debido a que es imposible predecir el futuro y saber con certeza qué jugador la va a romper (te hablo a ti, Kareem Hunt), siempre se debe solicitar más de un waiver cada semana. Sobre todo, hacer más de una combinación de waivers para un mismo jugador. ¿A qué me refiero? Déjenme explicarles con un ejemplo. Digamos que esta semana, debido a las lesiones de David Johnson, Danny Woodhead y Allen Robinson y al buen rendimiento de jugadores novatos como Tarik Cohen y Kenny Golladay, habrá más de una buena opción para waiverear. Es por eso que debes seguir este 1-2-3 para hacer waivers efectivos:

  1. Identifica a los mejores jugadores disponibles en tu liga para waiverear y haz un ranking. O bien, sintoniza el podcast semanal de los Gurús cada martes donde se estarán dando recomendaciones para agregar jugadores. Por ejemplo, esta semana tenemos jugadores interesantes disponibles como Tarik Cohen, Kenny Golladay, Kerwynn Williams, Javorius Allen y Allen Hurns. Identifica la posición en la que más necesites ayuda y solicita tu waiver, o bien, si consideras que tienes un equipo sólido, simplemente agarra la mejor opción que consideres disponible. 
  2. Identifica a los posibles candidatos en tu equipo que puedes tirar. Esto se basa en jugadores que puedan estar lesionados por el resto de la temporada, jugadores que puedes tirar considerando que pueda ser poco probable que nadie más los vaya a agarrar o jugadores que simplemente no están produciendo puntos para tu equipo y que ya no deben seguir en tu banca siquiera.
  3. Por último, identifica la prioridad de waiver que tienes en el orden semanal y haz más de un waiver. Esta semana hay muchas opciones disponibles en el waiver por lo que sirve como un ejemplo perfecto que todos debemos seguir. Para esto, les mostraré lo que haré personalmente en una liga. Ya que tengo la prioridad 3 en mi liga, seguramente no me llegará mi primera opción de waiver. Sin embargo, puedo asegurar uno de los 3 candidatos top. Ya que tengo a David Johnson en mi equipo y no tengo muchas opciones de RB en la banca, mi prioridad será asegurar un corredor que me ayude a “reemplazar” al irremplazable DJ (sí, estoy dolido). Así se deben ver sus waivers:

pasted image 0

Esto significa que, con mi equipo actual, estoy dispuesto a tirar a Samaje Perine, Matt Breida y Kirk Cousins para asegurar a alguno de los 3 candidatos que considero top esta semana. Además de esto, estaría buscando otros jugadores siguiendo la misma lógica. Nótese la importancia de repetir a un mismo jugador en diferentes solicitudes. Normalmente jugadores principiantes hacen un waiver poniendo que tiran a un mismo jugador. Al hacer esto pierden la oportunidad de agarrar a los demás jugadores que son posibles candidatos.

Recuerden, no siempre es bueno hacer muchos waivers. Hay que tener un poco de lógica y estrategia. En caso de tener una duda para eso estamos los Gurús. Class dismissed.